abril 18, 2024

LA MEDICINA TAMBIÉN ES CULTURA

Compartir

CULTURA IMPAR

José Manuel Rueda Smithers

Cultura Impar le reconoce, Dr. Zenteno.

Gran revuelo causó el hecho que el director general del ISSSTE, Pedro Zenteno Santaella, se tratara con homeopatía la infección por COVID que le afectó hace unos días. Las críticas no cesaron, más por desconocimiento que razón -incluido quien esto escribe- por lo que parecía un desdén hacia los equipos médicos de la institución encargada de brindar servicios de salud a millones de trabajadores del Estado mexicano.

Pero diversos sectores se pusieron las pilas, más que para defenderlo, explicar lo que representa un modelo de medicina efectivo, milenario, y muy reconocido por la ciencia: la Homeopatía.

Andrea Flores, de la Comisión de Investigación en Homeopatía y del Comité Editorial de la Liga Médica Homeopática Internacional, y profesora de la Facultad de Medicina de la UNAM, defendió la postura del funcionario “porque como homeópatas sabemos de la efectividad de este tipo de medicina, está avalada por muchas investigaciones”.

El ser director del ISSSTE, argumentó, no tiene nada que ver “con la elección libre y autónoma de tratar su salud como lo hacemos todos. Además de ser médico alópata, el doctor Zenteno estudió en la Escuela Nacional de Medicina y Homeopatía del Instituto Politécnico Nacional (IPN)”, explicó.

Una nota publicada por los medios de ANCOP, da cuenta que “la Secretaría de Salud, a través del Departamento de Medicinas Alternativas y Complementarias, convocó a las instituciones y colegios de homeopatía del país para apoyar a los enfermos por COVID”, señalan Médicos homeópatas.

El director de la Escuela Nacional de Medicina y Homeopatía del IPN, Rodolfo Luna Reséndiz, especificó que el titular del ISSSTE “está usando su criterio clínico como alópata y homeópata para elegir el mejor tratamiento para él”.

El médico señaló que la homeopatía se utiliza en todo tipo de problemas de salud, incluso combinada con algún fármaco alopático u otro tipo de tratamiento, “por ejemplo en la escuela, damos homeopatía, acupuntura y alopatía, es decir, producimos médicos que llamamos integrales, capaces de aplicar los tres métodos en un paciente”.

Muchos estudios avalan la efectividad de la homeopatía, y por supuesto NO sólo es a partir de “chochitos de azúcar con alcohol”, dice el doctor Alejandro Macías pediatra y especialista en enfermedades infecciosas quien nunca ha tratado este tipo de medicina. “Como ser humano se rechaza lo que no conoce”.

Y más sobre la medicina no tradicional: la secretaria académica del Programa Universitario de estudios de la Diversidad Cultural y la Interculturalidad (PUIC), Carolina Sánchez García, su equipo y un grupo de personas de la comunidad totonaca, promueven un proyecto de la Escuela Tradicional Totonaca, y transmitir sus conocimientos en materia de salud.

Solo por mencionarlo, abuelos de la zona juntaron a cerca de 70 médicos (medicina tradicional), entraron en comunicación con investigadores del PUIC e hicieron la propuesta de fundar -en conjunto- una institución que lleve los conocimientos sobre el cuidado de la salud a las nuevas generaciones.

Los integrantes de la comunidad totonaca, al ver que cada vez más jóvenes emigran hacia los Estados Unidos, sintieron miedo de que este conocimiento, preservado por siglos, se pierda en poco tiempo.

¿Así o más activos?

Hay más asentamientos indígenas de lo que se sabe, y carecen de centros de salud o de algún tipo de infraestructura de atención a enfermos o a embarazos complicados. Por eso, los curanderos y parteras son los primeros en acudir a la atención de emergencias. Por tal motivo, un proyecto como este es tan necesario, y sin duda, requiere mucho más apoyo de las instituciones, aunque un mesías las mande al carajo.

About The Author

Related posts

Deja un comentario