mayo 26, 2024

América Latina, tierra fértil para el uso diario del Bitcoin

Compartir

Por: Thomas Templeton*

Aunque bitcoin ha revolucionado la forma en que las personas llevan a cabo sus intercambios de dinero alrededor del mundo, hay una región donde ha encontrado una tierra particularmente fértil para su desarrollo como alternativa de pago para cada día. Si estás pensando en Europa, Asia o Norteamérica, tienes que mirar más al Sur.

Desde Brasil a México, pasando por Argentina, Colombia y Chile, América Latina y el Caribe han adoptado de forma temprana los beneficios de la velocidad, instantaneidad y especialmente seguridad ofrecidos por las transacciones de bitcoin gracias al uso de la blockchain, valorando la utilidad que ofrece para navegar las complejas realidades económicas que muchos de estos países deben afrontar. Por ello, no sorprende que en el último Informe sobre la Geografía de las Criptomonedas 2023 de Chainalysis, Argentina, Brasil y México se situaran entre los top 20 países con la mayor adopción de bitcoin (BTC) y criptomonedas. 

Pero ¿por qué Latinoamérica se ha convertido en el sitio perfecto para la multiplicación del uso diario de bitcoin? Hay varias razones, todas inherentes a un entorno económico regional que acentúa las virtudes de este medio de pago. 

Protección contra la inflación: muchos latinoamericanos han encontrado en bitcoin un refugio seguro para hacer frente a la volatilidad de muchas economías de la región. Tasas de inflación de tres dígitos han convertido divisas como el peso argentino o el bolívar venezolano en prácticamente irrelevantes en las transacciones diarias. Argentina, por ejemplo, ha experimentado recientemente un hito muy importante con la firma del primer contrato de alquiler en bitcoin del país, lo que sitúa a esta moneda como un potencial refugio de valor frente a la crisis económica y la incertidumbre, permitiendo conservar el valor frente a la inflación en contratos a largo plazo. Ambos países (Argentina y Venezuela), junto con el Líbano, compartieron el podio de la mayor inflación en noviembre y, con los datos de diciembre, cerraron el 2023 en la misma situación. 

Con precios en subida constante y medidas económicas impredecibles, bitcoin puede contribuir a la estabilidad de América Latina ya que está diseñado para ser resistente a la inflación. Esto lo convierte en una opción atractiva tanto para los ciudadanos, que pueden mantener el valor de sus ahorros intacto, como para los inversores. 

Concentración bancaria: a pesar del progreso que se ha hecho en años recientes, la alta concentración del mercado bancario y la falta de innovación en métodos de pago han resultado en que, de entre los países emergentes, los de Latinoamérica sean de los que pagan más por sus transacciones financieras. Según el informe del Banco Internacional de Pagos, “las comisiones totales cargadas a consumidores y comerciantes alcanzaron el 4% del PIB en 2018. De este total, las comisiones por tarjetas de crédito -la fuente de ingresos por pagos más importante de los bancos de Latinoamérica- representaron más del 1% del PIB, muy por encima del 0,4% en Asia o el 0,2% en Europa y algunos países africanos. De forma similar, el coste de las transacciones domésticas a consumidores excedió el 0,7% del PIB de la región, comparado con el 0,2% en Asia-Pacífico”. 

Un estudio de Deloitte encontró que la penetración bancaria en la región está muy pobremente distribuida, tanto en lo que se refiere a individuos como a empresas y pymes. A nivel individual, la inclusión financiera alcanza sólo el 51% de la población, con 280 millones de personas incapaces de bancarizarse. En el campo industrial, la situación no es mucho mejor: sólo el 45% de las pymes tiene acceso a los sistemas financieros. Sin embargo, con el 60% de las personas con acceso a Internet (una cifra que continúa en aumento), las posibilidades para una mayor penetración de bitcoin son prometedoras, ya que para muchas personas es una alternativa más accesible y menos costosa que la banca tradicional. 

Oxígeno verde: las remesas son un componente esencial para el funcionamiento de algunas economías latinoamericanas de ingresos medios y bajos. Según cifras del Banco Mundial, América Latina es la segunda mayor región por cantidad de remesas (realizadas tanto por individuos como por empresas) del mundo, alcanzando un total de 142.000 millones de dólares en 2022. Pero los crecientes flujos de dinero que los migrantes envían a sus familias chocan con la realidad de los servicios financieros tradicionales que cobran altas comisiones, imponen cantidades máximas permitidas, cuentan con horarios restrictivos y son muy lentos, aplicando a menudo tasas de cambio desfavorables. 

Para hacer frente a este escenario, bitcoin representa un método de transferencia seguro, eficiente y asequible, pues no cobra comisiones o impone máximas cantidades permitidas. Esto explica por qué en El Salvador, por ejemplo, los envíos de remesas en bitcoin se incrementaron más de un 1.000% en los últimos dos años, y por qué también hemos visto un incremento en el uso de las criptomonedas en el resto de la región. Según el informe de Chanalysis, la adopción de base en América Latina es fuerte, con tres países en el top 20 de su Índice Global de Adopción de Criptomonedas: Brasil en el número 9, Argentina en el 15 y México en el puesto 16. 

¿Qué falta para que se siga desarrollando la adopción de bitcoin en América Latina? Es esencial priorizar la educación económica y financiera, así como el conocimiento específico de las criptomonedas y de bitcoin en particular. Las personas tienen que entender los fundamentos económicos y los riesgos financieros asociados, así como las diferentes herramientas y soluciones para gestionar sus monedas, para así poder usarlas de forma efectiva.

En Bitkey, nuestra cartera de auto-custodia de bitcoin, hemos intentado poner el foco en construir un producto seguro y fácil de usar que contribuya a una mayor accesibilidad. Las empresas líderes de la industria deben proporcionar recursos educativos, mientras que los gobiernos deben trabajar juntos para crear un entorno regulatorio claro y sostenible. Sólo a través de esfuerzos coordinados podremos construir unos fundamentos sólidos para una mayor adopción de bitcoin y un entorno financiero más inclusivo en la región. 

* Acerca de Thomas Templeton, protodirector

Thomas es Proto Lead en Block. Su trabajo se centra en ayudar a construir la recientemente anunciada billetera de auto-custodia de bitcoin multifirma, Bitkey, así como en desarollar sistemas de minería de bitcoin que contribuyan a hacer la red de bitcoin más descentralizada y accesible. Antes de unirse a Block en 2011, fue parte del equipo de Apple que desarrolló la cámara de iPhone. 

About The Author

Related posts